Imagina que llevas varios días preparando una presentación para un evento importante. Has cuidado todos los detalles para que tu intervención sea memorable, y tras haber ensayado varias veces te sientes confiado y preparado para hablar en público. Es tu turno, sales a escena y horror, el ordenador de la sala no reconoce tu presentación y no puedes proyectar las diapositivas.

Es lo que le ocurrió al CEO de Isara, Scott Totzke en el Canada’s Quantum Valley. Cuando va a empezar su presentación se da cuenta de que las diapositivas no aparecen. Vuelve a intentarlo un par de veces más, pero sin éxito. Su presentación ha desaparecido. Como último recurso pregunta si alguien tiene un adaptador para Mac, pero la respuesta es negativa. ¿Qué hubiera hecho tú en su lugar? Quizá la primera opción que se te ha pasado por la cabeza haya sido salir corriendo y huir del país.

Sin embargo, la reacción del directivo fue intentar mostrar tranquilidad y dar la presentación, aunque no pudiera proyectar nada en el ordenador. «Las diapositivas eran brillantes, pero seguiremos sin ellas», dice. Lo que le salvó a Totzke fue, por un lado, que llevaba muy bien preparado lo que tenía que decir y, por otro, que tenía la presentación impresa encima del atril para guiarse. Un buen plan B por si la tecnología falla.

A pesar del susto inicial, el directivo salvó los muebles y estuvo hablando durante más de 30 minutos (puedes ver su reacción al ver que su presentación no está a partir del minuto 3’55»). Y si tienes curiosidad, puedes ver la presentación de Scott Totzke que no pudo ver el público pinchando aquí.

Lo que le ocurrió a este directivo es algo que puede ocurrir con bastante frecuencia. Muchas salas para presentaciones solo disponen de un sistema operativo que habitualmente suele ser Windows. Si tu dispositivo es iOS o Linux puedes tener problemas. Otras veces puede ocurrir que lleves la presentación en un pincho y que el ordenador de la sala tenga solo la versión gratuita del PowerPoint con la ausencia de fuentes y materiales muchas veces necesarios.

Para evitar sorpresas desagradables en tu próxima presentación debido a problemas técnicos, logísticos o de diseño de las salas no te pierdas nuestro artículo Cómo preparar una sala para una presentación perfecta.

Y si necesitas ayuda para crear presentaciones memorables y efectivas con el servicio de «Sistema de presentaciones» aplicamos de forma conjunta nuestras metodologías, como por ejemplo Elocuent™ o Superpresentación™ para comunicar, convencer, atraer ventas y lograr enamorar a la audiencia. Entre nuestros clientes se encuentran grandes compañías, startups, equipos comerciales y de ventas, directivos, equipos de marketing y organizadores de eventos.

Cuéntanos en qué podemos ayudarte escribiendo a info@elocuent.com o llamando al +34 916 307 552 . Aceleramos tu Comunicación.


Esperamos que te haya gustado " La reacción de un directivo cuando su presentación desaparece por un fallo técnico ".
Ahora te toca a ti :
Comparte:
No olvides compartir este contenido en tus redes sociales para que otros puedan beneficiarse.
Comunica: Si te interesa formarte o necesitas ayuda con tu comunicación personal en Elocuent podemos ayudarte. Ponte en contacto con nosotros por teléfono: +34 916 307 552 , email:info@elocuent.com o en nuestras redes sociales.
También puedes darte de alta en nuestra newsletter para seguir recibiendo contenido gratuito:

Únete ahora a más de 10.000 seguidores elocuentes

Podrás recibir artículos y consejos como este en tu e-mail para acelerar tu comunicación

Recibido, has dado el paso para convertirte en uno los seguidores Elocuent que reciben contenido gratuito por email para acelerar su comunicación. Sigue las instrucciones en la siguiente ventana que se abra en tu navegador.

Somos la aceleradora de comunicación. Si quieres que te ayudemos personalmente a ti o a la entidad o empresa en la que colaboras, no dejes de contactar con nosotros en info@elocuent.com o +34 916 307 552 Mientras tanto puedes seguir consultando todo nuestro contenido o escuchando nuestro podcast www.hablahumano.com