Houston, tenemos un problema

El 13 de abril de 1970 el astronauta Jack Swigert, a bordo del Apollo 13, pronunció la mítica frase “Houston tenemos un problema”. La anomalía registrada en pleno vuelo dio al traste con los planes de la NASA de conseguir el tercer alunizaje tripulado. El objetivo en ese momento se centró en improvisar un plan de rescate y conseguir que los tres astronautas volvieran sanos y salvos a casa tras una crisis de cuatro días de duración.

En relalidad es una frase mítica,porque la verdadera frase pronunciada por Jack Swigerttras escuchar una explosión a bordo y ver alarmas encenderse fue :

-Bien, Houston, aquí hemos tenido un problema (“Ok, Houston, we’ve had a problem here”), seguida de la de su compañero Jim Lovell:

-Eh, Houston, hemos tenido un problema. ( Uh, Houston, we’ve had a problem).

Houston, tenemos un discurso

Pero hay un discurso algo menos conocido. El documento “In case of a Moon Disaster”.

Un año antes del fracaso de la misión del Apollo 13, los astronautas del Apollo 11 ultimaban la llegada de los primeros humanos a la luna, que culminaría el 20 de julio de 1969 con las famosas palabras Un pequeño paso para un hombre, un gran salto para la Humanidad”. 

Mientras, en Washington, un asesor de Nixon, el escritor de discursos William (Bill) Lewis Safire diseñaba la estrategia y texto que el Presidente Nixon debería leer en caso de fatal desenlace de la misión sobre la que todo un planeta posaba sus ojos y esperanzas.

(Relacionado: Primer hombre en la luna: ¿qué hubieras dicho?” y las primeras palabras del primer hombre en el espacio)

Bill Safire, como era conocido en la Casa Blanca, redactó 48 horas antes de la llegada del modulo a su destino, un memorándum de dos páginas con el texto y las recomendaciones emocionales para el caso del desastre. Incluido el detalle del protocolo para el homenaje sin cuerpos presentes.

Lo más espeluznante del caso es que se preparaban para la hipótesis de que los astronautas quedaran abandonados en la luna. Pero aprovechaban para lanzar un mensaje de paz en medio de la guerra fría con la ahora extinta URSS.

El texto, además de un discurso modélico, por su emoción y sencillez, es una muestra espectacular de preparación ante una situación de crisis posible, pero que finalmente no se produjo. Un discurso que sin embargo sí tuvo que dar Ronald Reagan un cuarto de siglo más tarde.

Este es el texto completo en inglés y más abajo nuestra traducción en español

IN EVENT OF MOON DISASTER:

Fate has ordained that the men who went to the moon to explore in peace will stay on the moon to rest in peace.

These brave men, Neil Armstrong and Edwin Aldrin, know that there is no hope for their recovery. But they also know that there is hope for mankind in their sacrifice.

These two men are laying down their lives in mankind’s most noble goal: the search for truth and understanding.

They will be mourned by their families and friends; they will be mourned by their nation; they will be mourned by the people of the world; they will be mourned by a Mother Earth that dared send two of her sons into the unknown.

In their exploration, they stirred the people of the world to feel as one; in their sacrifice, they bind more tightly the brotherhood of man.

In ancient days, men looked at stars and saw their heroes in the constellations. In modern times, we do much the same, but our heroes are epic men of flesh and blood.

Others will follow, and surely find their way home. Man’s search will not be denied. But these men were the first, and they will remain the foremost in our hearts.

For every human being who looks up at the moon in the nights to come will know that there is some corner of another world that is forever mankind.

EN CASO DE UN DESASTRE EN LA LUNA:

El destino ha ordenado que los hombres que partieron a explorar la luna en paz descansen allí en paz.

Estos valientes, Neil Armstrong y Edwin Aldrin, saben que no hay esperanza para su rescate. Pero también saben que hay esperanza para la humanidad en su sacrificio.

Serán llorados por sus familiares y amigos. Serán llorados por su nación. Serán llorados por toda la humanidad. Serán llorados por una Madre Tierra que se atrevió a mandar a dos de sus hijos a lo desconocido.

En su exploración, motivaron a la gente de la Tierra a sentirse uno. En su sacrificio unen aún mas firmemente si cabe la hermandad de los hombres .

En la antigüedad, los hombres miraron a las estrellas y vieron a sus héroes en las constelaciones. En los tiempos modernos, haremos lo mismo, pero nuestros héroes son hombres épicos de carne y hueso.

Otros seguirán, y sin duda encontrarán el camino de regreso a casa. La búsqueda del hombre no se nos denegará. Pero estos hombres fueron los primeros, y serán también los primeros en nuestros corazones.

Porque cada ser humano que mire a la luna en las noches que quedan por venir sabrá que en un rincón de otro mundo hay para siempre humanidad.


Esperamos que te haya gustado " Houston, tenemos un discurso: el texto que se escribió en caso de desastre del Apollo 11 ".
Ahora te toca a ti :
Comparte:
No olvides compartir este contenido en tus redes sociales para que otros puedan beneficiarse.
Comunica: Si te interesa formarte o necesitas ayuda con tu comunicación personal en Elocuent podemos ayudarte. Ponte en contacto con nosotros por teléfono: +34 916 307 552 , email:info@elocuent.com o en nuestras redes sociales.
También puedes darte de alta en nuestra newsletter para seguir recibiendo contenido gratuito:

Únete ahora a más de 10.000 seguidores elocuentes

Podrás recibir artículos y consejos como este en tu e-mail para acelerar tu comunicación

Recibido, has dado el paso para convertirte en uno los seguidores Elocuent que reciben contenido gratuito por email para acelerar su comunicación. Sigue las instrucciones en la siguiente ventana que se abra en tu navegador.

Somos la aceleradora de comunicación. Si quieres que te ayudemos personalmente a ti o a la entidad o empresa en la que colaboras, no dejes de contactar con nosotros en info@elocuent.com o +34 916 307 552 Mientras tanto puedes seguir consultando todo nuestro contenido o escuchando nuestro podcast www.hablahumano.com